¿Qué es un servicio SaaS y cuáles son sus beneficios?

Escrito por el 12 abril, 2018

En este artículo os explicamos qué es un servicio SaaS y cuáles son algunos de sus beneficios.

Un servicio SaaS (Software as a Service) es un modelo de distribución de software alojado y administrado desde los servidores del proveedor, al cual se puede acceder a través de Internet, por lo que no es necesaria su configuración en un ordenador.
servicio SaaSEl mantenimiento y soporte de este tipo de servicios es realizado por los ingenieros de producto y por el equipo de customer success del proveedor, de esta manera el usuario se puede despreocupar de instalar cualquier tipo de actualización.

Los servicios SaaS son más comunes de lo que pensamos. De hecho, si has utilizado herramientas como Slack, Dropbox, Watchity, Google Analytics o algún servicio de correo electrónico, significa que ya has sido cliente de alguna forma de SaaS.

La popularización del Software as a Service es un hecho, ya que se ha demostrado que facilita tanto la gestión empresarial como la personal.

Algunos de los beneficios que aportan este tipo de servicios son:

Reducción de costes

Como ya comentamos, al contratar un servicio Saas, el usuario no debe tener un departamento interno o externo especializado en el mantenimiento y soporte del servicio, ya que de esto se ocupará directamente el proveedor.

A su vez, estos servicios se mantienen actualizados automáticamente, por lo que no es necesario comprar e instalar paquetes de actualización.

Escalabilidad

La mayoría de estas soluciones destacan por poder aumentar su capacidad de trabajo de manera fluida, sin afectar el funcionamiento y calidad del mismo. Esto quiere decir que el servicio puede recibir un mayor número de usuarios, datos o contenido, sin afectar su velocidad de respuesta.

Fácil uso, acceso y almacenamiento

Los servicios SaaS suelen ofrecer vídeo tutoriales, material de ayuda o un equipo de soporte que apoye al cliente en caso de tener una duda o problema a la hora de utilizar el servicio, pudiendo así asistir al usuario de forma rápida y personalizada.    

Por otra parte, al ser un servicio que opera en la nube, los datos se almacenan en ésta, evitando la pérdida de datos en caso de que se produzca un error en el equipo o dispositivo de algún usuario. De esta forma, los usuarios pueden acceder a su cuenta desde cualquier parte del mundo usando un navegador web.

Fácil personalización:

Es común que los clientes requieran y soliciten personalizaciones específicas que se ajusten a sus propias necesidades, por ello, los servicios SaaS apuestan por la satisfacción del cliente y disponen de una infraestructura ágil que permite modificar y adaptar el producto cuando sea necesario.

Como vemos, este tipo de servicios permiten a las empresas crecer con gran rapidez, sin necesidad instalar infraestructuras costosas. ¿Y tú?¿Estás listo para cambiarte al SaaS?

Watchity

Editor

HAZTE MIEMBRO

Recibe nuestro newsletter para estar al tanto de las últimas publicaciones