Smart Stadiums vs Stadiums tradicionales

Escrito por el 21 diciembre, 2016

Smart Stadiums vs Stadiums tradicionales ¿con cuál te quedas?

Los Smart Stadiums, son aquellos estadios deportivos inteligentes que tienen como objetivo mejorar todos los servicios del recinto a través de la tecnología. En estos estadios, los aficionados pueden tener acceso a WiFi, solicitar comida desde sus asientos, ver repeticiones instantáneas, seleccionar su silla, comprobar cuántas personas están esperando para entrar al baño y realizar un vídeo live streaming para compartir su experiencia en las gradas, entre otras cosas.

Smart Stadiums

Un claro ejemplo donde podemos observar el manejo efectivo de esta unión entre la conectividad y la tecnología, es el Levi’s Stadium en Silicon Valley, que según Tec Review, es el estadio más desarrollado tecnológicamente del mundo. Fue inaugurado en julio de 2014 y tiene alrededor de 400 millas de cable de fibra óptica que alimentan 680 puntos de acceso WiFi (uno por cada 100 asientos), y ofrece servicios similares a los ya nombrados.

Esta iniciativa de conectividad nace bajo la necesidad de crear una experiencia que motive a los fanáticos a regresar a los campos deportivos, debido a que, según una encuesta realizada por ESPN en el 2011, solo el 29% de los aficionados quería ver los partidos desde el estadio mientras que el resto prefería quedarse en casa o seguir la retransmisión en un local.

¿Cuáles son las principales inversiones tecnológicas que los estadios deportivos están realizando?

Los organizadores de eventos deportivos tienen como enfoque crear una experiencia inolvidable para todos los asistentes y, gracias a la tecnología, esta experiencia está cambiado como nunca antes lo había hecho. Entre las inversiones tecnológicas más valoradas por los campos deportivos podemos destacar:

Conectividad: Para garantizar la interacción con los fans, personal, proveedores y prensa es importante priorizar una conectividad segura, rápida y confiable. A través de ella, los asistentes pueden utilizar sus smartphones, para compartir vídeos en tiempo real en las redes sociales y ofrecer distintos enfoques del partido o comentar las jugadas con otros fanáticos del deporte.

Apps de compras: Con el fin de evitar colas o congestiones, las aplicaciones móviles permiten a los aficionados realizar compras desde sus asientos sin perderse ni un segundo del partido.

Live Streaming: Los asistentes desean estar atentos a todos los detalles, ver jugadas importantes desde diversos ángulos y cualquier hecho relevante en tiempo real. Bajo esta necesidad, Watchity ofrece a los campos deportivos incluir en sus infraestructuras una plataforma de producción ágil de vídeo para canales digitales que simplifica la creación de live video.

Con Watchity, las stadiums pueden capturar vídeo en vivo profesional a través de smartphones y editarlos en directo con las herramientas de edición en la nube que ofrece la plataforma, para luego distribuirlos en sus apps y sitios web, al mismo tiempo que en Facebook, Instagram, Youtube o Twitter, para conectar y atraer a su audiencia con contenido inmediato y relevante.

Apps que facilitan la organización y comodidad de los asistentes: A través de las apps se puede ayudar a los aficionados a encontrar plazas de aparcamiento, localizar los baños más cercanos en el campo deportivo, comprar su entrada desde casa, acceder a estadísticas, promociones y cupones, o facilitar el regreso a casa al finalizar el partido ofreciendo información sobre el tráfico.

Pantallas gigantes de alta definición: Tener pantallas gigantes junto a múltiples pantallas pequeñas repartidas por el recinto es elemental para que los aficionados puedan ver, en vivo y en alta definición, el partido desde cualquier parte del campo deportivo, de esta manera si la persona se encuentra caminando en busca de un baño o en la fila para comprar algún alimento, podrá seguir atento a todas las jugadas.

Big Data: Al ofrecer servicios tecnológicos es importante analizar todos los datos que reflejen el uso de las aplicaciones, como pueden ser el número de ventas, reproducciones de vídeo, la hora en que se utiliza la aplicación y más. Esta información debe ser interpretada por analistas para mejorar la comercialización de los productos, servicios, seguridad, instalaciones, etc.

Publicidad dirigida: Gracias a la información recolectada a través de las apps, se puede estudiar el perfil de los consumidores. De esta manera, los patrocinadores pueden crear anuncios y ofertas personalizadas basadas en la edad, género, equipo de preferencia, ubicación en el campo o incluso en base a lo que está sucediendo durante un partido.

Seguridad: La seguridad es uno de los factores más importantes que se debe cuidar al realizar un evento de cualquier magnitud, es por ello que la instalación de sistemas con circuito cerrado de televisión, es importante para mantener el control.

Esta integración tiene como objetivo ofrecer el mayor confort tanto a los jugadores como a los asistentes, a la vez que permite a los estadios deportivos crear una nueva fuente de ingresos y creación de material promocional. ¿Y tú? ¿Has visitado alguna vez un Smart Stadium? ¡Comparte tu opinión en los comentarios!

Watchity

Editor

HAZTE MIEMBRO

Recibe nuestro newsletter para estar al tanto de las últimas publicaciones